Reseña: THE LONGEST RIDE ★★½☆☆☆

THE LONGEST RIDE

Los detalles…

Año: 2015
Duración: 139 minutos
Género: Drama, Romance
Clasificación: PG-13
Director: George Tillman Jr.
Guión: Craig Bolotin (Novela por Nicholas Sparks)
Cinematografía: David Tattersall
Música: Mark Isham
Reparto: Scott Eastwood, Britt Robertson, Alan Alda, Oona Chaplin, Jack Huston, Melissa Benoist
20th Century Fox
USA

La trama…

Historia de amor entre Luke (Scott Eastwood), un antiguo campeón de rodeo buscando su vuelta a la competición, y Sophia (Britt Robertson), una estudiante a punto de embarcarse en su sueño de trabajar en el mundo del arte en Nueva York.

THE LONGEST RIDE

Lo bueno…

Rápidamente vamos al grano. The Longest Ride, la adaptación fílmica de la novela del mismo nombre escrita por Nicholas Sparks, no es horrible y se deja ver. Esta nueva es la decima adaptación basada en algún trabajo de Sparks (ver The Notebook, Dear John, Message in a Bottle etc). Aunque no es tan mala, la misma sí es más de lo mismo.

Entre los aspectos positivos del drama romántico, como sobresaliente se encuentra el reparto. El mismo incluye a los actores jóvenes Britt Robertson (Tomorrowland) y Scott Eastwood (hijo del veterano actor Clint Eastwood) como los protagonistas jóvenes enamorados en Carolina del Norte, mientras que la actriz Oona Chaplin (Game of Thrones) y el actor Jack Huston (Boardwalk Empire) interpretan a una pareja de enamorados durante la época de la Segunda Guerra Mundial. Para mi sorpresa Robertson y Eastwood hacen buen trabajo. Mientras tanto Chaplin y Huston brillan más en comparación a la otra pareja – quizás por la época en que están situados dentro de la cinta. Cabe mencionar la bienvenida participación del veterano actor Alan Alda (The Aviador, What Women Want, MASH). El mismo definitivamente eleva el material en mano y demuestra gran presencia escénica cada vez que aparece en el recuadro.

Algo que eleva The Longest Ride por encima de otros filmes adaptados de Sparks, es que para mi sorpresa, los protagonistas hacen tan buen trabajo que el diálogo risible y azucarado que suele causar gemidos negativos durante este tipo de cintas, aquí es aceptable. Por ejemplo, la charla (“banter”) inicial entre Robertson y Eastwood cuando se conocen funciona gracias a ellos. Lo mismo se le puede aplicar a la relación y conversaciones entre la pareja de antaño de Chaplin y Huston. Que la mayoría del diálogo no sea ridículo o extremadamente cliché, créame es muy positivo en este tipo de filmes.

Otro detalle que pienso funcionó y me fue interesante, fue la dirección de George Tillman Jr. (Soul Food, Men of Honor) en todas las secuencias que involucran el deporte del rodeo profesional. Las mismas, no muy exploradas mayormente en filmes, aquí son excelentes. Las mismas están llenas de suspenso y tremendos tiros de cámara. El trabajo de cámara lenta es estupendo en ellas – haciendo que uno aprecie los movimientos bruscos de los toros y de la persona montándolos.

Lo malo…

Lamentablemente, como mencione anteriormente, The Longest Ride es más de lo mismo en cuestión de trama y romance. Por ejemplo: Dos personajes atractivos de diferentes áreas de la vida se enamoran y deben pelear por su amor contra viento y marea (contratiempos físicos y/o emocionales). Al mismo tiempo, una historia de amor del pasado corre paralelamente, sirviendo de puente y lección a la del presente. ¿Ven? Más de lo mismo. Esto causa que la cinta sea demasiado predecible y esto impide que el espectador se adentre por completo a la experiencia completa.

La película sufre bastante porque incluye demasiada de las manipulaciones que agobian estos filmes de Sparks. La formula de estos filmes tiene un agarre tan fuerte que impide que hayan riesgos y/o se exploren otras áreas. Y añádele un final tan empaquetado, lleno de caramelos y hasta con un lazo tan grande, que posiblemente sea demasiado para muchos.

Y el detalle más negativo del filme es su duración. The Longest Ride se toma su tiempo con la historia, pero hay momentos en que la película se estanca por mucho tiempo. No cabe duda de que la cinta hubiese mejorado si su edición hubiese sido mejor trabajada. Demasiado larga.

THE LONGEST RIDE

En fin…

The Longest Ride contiene una bonita historia de amor, que en varios momentos logra tocar a uno. También incluye un elenco bueno, hermosas vistas y una decente dirección a cargo de George Tillman Jr. Lamentablemente es demasiada predecible, azucarada y muy larga en su duración. Al final de todo, The Longest Ride termina siendo más de lo mismo, que ya hemos visto en las demás adaptaciones fílmicas del trabajo de Nicholas Sparks. Eso sí, la misma para nada es horrible y se deja ver. Incluso es de las mejorcitas del grupo.

longest_ride

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *